El mercado bancario guatemalteco se consolida ya como una opción muy atractiva en los planes de expansión de los monstruos financieros a nivel mundial. Corporaciones como Citi han ingresado ya con pasos firmes, se prevé la entrada del gigante HSBC (Honk Kong and Shanghai Banking Corp.) y otros importantes en la región como Banco Azteca también dan sus primeros pasos.

Esta vez la noticia la genera el Scotia Bank de Canadá, que ha adquirido al Banco de Antigua, conocido por su estrategia feroz en la captación clientes de consumo (alto riesgo y en su mayoría créditos de montos relativamente bajos).

Mientras, la asociación de banqueros da la bienvenida a las nuevas instituciones mostrando una aparente disposición a competir (aunque realmente mucho se dice sobre las múltiples acciones por bancos como el G&T Continental y Banco Industrial en busca de ser adquiridos por alguno de los grandes jugadores a nivel mundial). Esperamos que esta consolidación del sistema financiero promueva la competencia en beneficio de los consumidores, proporcionando mayor acceso a créditos y generando incentivos para el ahorro de quienes pueden permitirse tal “lujo” en nuestro país.